ABRÉTE DE OREJAS

Ya he quemado una parte de mis vacaciones. Pero no me puedo quejar. Tal como están las cosas, hacer las maletas y desaparecer de casa durante unos días se ha convertido en un privilegio.

Han sido unos días estupendos con sol, lluvia, playa y la compañía de cuatro amenos y encantadores niños que hicieron todo lo posible para llenar cada minuto de mi tiempo libre. Al poco tiempo comprobé que tendría que pedir vacaciones para descansar de las vacaciones.

Ingenuo de mí, me había llevado unos 70 cortometrajes para visionar y poder ayudar luego como jurado seleccionador del Festival de Calahorra. También recopilé los diez discos que más ganas tenía de escuchar desde principios de año. En fin, gracias a que volvimos dos días antes, pude encerrarme, hasta bien entrada la noche y darme el empacho audiovisual que ya no podía aplazar.

De los Cortometrajes ya habrá comentarios en otro momento o ya se encargarán de ello mis amigos del Efecto Kulechov. Respecto a los discos, de los diez, he disfrutado de 3 joyas completas (es decir, de 3 discos en los que TODAS las canciones son extraordinarias) y de 7 más irregulares pero que también me han dejado muy buenas sensaciones.

El primer disco: THE FALSE FRIENDS, Burn The Bridges, Break The Gates. Liderado por un anglo-valenciano que emigra a Madrid en busca de almas dispares con las que formar un grupo. Se parecen mucho a los Strokes (en bueno) y a Arctic Monkeys (a éstos no es tan fácil igualarles). Deben tener un directo muy bueno. Aún no tienen video-clip, pero puedes escuchar todas sus canciones en Youtube:



El segundo: KLAUS & KINSKI. Tu hoguera está ardiendo. No es broma: estos murcianos se atreven con el bolero, la bossa nova y hacen sus pinitos electrónicos. Una grata sorpresa para los que piensen que habían transcurrido 9 años de tercer milenio y España era el páramo musical de OT. Aquí les acompaña un vídeo sencillo y, por lo tanto, fuera de serie.



Y el tercero: DELUXE. Reconstrucción. Otro disco de 2008 y de uno de los grandes que pasaron por Calahorra, aunque casi nadie se enteró. Pues sí, Xoel López actuó con su grupo en la que podemos definir como última Serie B: aquella edición que murió a la sombra del 11-S. Varios grupos de USA anularon su viaje, entre ellos, nada más y nada menos que White Stripes, quince días después de la catástrofe. En fin, qué tiempos...



Así que nada, lo dicho: recordando a Stephen Frears, Ábrete de orejas, prueba cosas nuevas y si no escuchas lo mismo que tus hijos, al menos intenta no escuchar lo mismo que tus padres.

Por cierto. Si tienes tiempo, te lees este artículo (sobre todo, los comentarios) y miras a ver qué tipo de escuchante te encaja.



4 comentarios:

Chisco dijo...

Bueno, que sepas que me tienes adicto a tu blog. Muy buenos Klaus & Kinski. De lo mejorcito que he oido últimamente.

Al final fuiste a ver a Dr. Explosion???

Charlyté dijo...

Por supuesto. Memorable. Por lo menos, por lo menos... estábamos 30 personas en Sendero. Pero bueno, el resto de la humanidad se lo pierde :)

Fue muy curioso comprobar cómo se desvancía el bien colocado pelo del cantante cada minuto que pasaba. Un fenómeno digno de estudio.

Un abrazo, pocomozo, ja, ja

Charlyté dijo...

Ah, se me olvidaba: de verdad, no te pierdas a The False Friends. Si aparecen por Polonia, hazles una visita.

María Pilar dijo...

Veo que tu blog tiene mas éxito que el mío con Chisco (el mío no lo visita) jaja, pero bueno que se le va a hacer. Por cierto, ¿has disfrutado de las vacaciones que has tenido al volver de vacaciones? parece que habeis estado muy entretenidos, pero a pesar de todo espero que lo hayais pasado bien. Un beso

Publicar un comentario